En una alianza junto a Quiero Mi Barrio, 50 estudiantes de la Universidad del Desarrollo atendieron a los vecinos de los barrios Lord Cochrane, Villa Paraíso y Libertad Sur con distintas prestaciones de servicios para mejorar su calidad de vida.

Con la vuelta a la presencialidad, también volvieron los voluntariados de la Universidad del Desarrollo. En verano estuvieron presentes los Trabajos Voluntarios en Tumbes, Huella en Chiguayante y Sonríe UDD en Hualqui. Pero esta vez fue la oportunidad de Forja UDD que realizó un nuevo operativo de salud en Talcahuano el sábado recién pasado.

En esta oportunidad alumnos de las carreras de odontología, kinesiología, nutrición y dietética, psicología y enfermería apoyaron a las familias de los barrios de Lord Cochrane, Villa Paraíso y Libertad Sur donde atendieron a 70 pacientes en el Colegio Huachipato de la ciudad puerto.

Al final del día se realizaron más de 230 prestaciones de salud a los vecinos de Talcahuano. Erika Godoy, vecina de la comunidad, se sintió muy agradecida por la atención y dijo que “muchas gracias por toda su atención, los alumnos pudieron resolver todos los problemas por los que venía. Estoy muy contenta de que hagan estos operativos para la población”.

Francisca Nilo, Jefa General de Forja UDD, valoró esta oportunidad diciendo que este operativo “lo calificamos como un éxito, ya que los pacientes se retiraban satisfechos con la atención realizada y muy agradecidos por la oportunidad, fueron 70 pacientes que no habían tenido atenciones de salud hace más de dos años (por la pandemia). Además, comentaban que hace mucho tiempo no existía una atención así por ese sector y que hacía mucha falta”.

En la misma línea, Nicolás Warnken, Jefe General de Forja UDD, añadió que esta “fue una muy linda experiencia que deja grandes aprendizajes” y que “fue muy gratificante ver como los voluntarios vuelven a sentir esa pasión por el voluntariado que se había perdido un poco con los años de pandemia”.

Por otro lado, Ignacio Ternicier, Jefe de Liderazgo e Impacto Social de VIVE UDD, comentó que para la UDD “los voluntariados son importantes por dos razones. La primera es la generación de un aporte a la comunidad desde las competencias técnicas y genéricas de nuestros estudiantes. Pero también son un espacio de aprendizaje fundamental para los alumnos quienes se están preparando, de igual manera a través de estas acciones, para enfrentar el futuro laboral”.

Al mismo tiempo, el Jefe de Liderazgo e Impacto Social de VIVE UDD, añadió que la vuelta a las salas de clase ha sido clave para estos procesos. “La vuelta a la presencialidad de nuestros voluntarios es fundamental. En primer lugar, porque el aporte a la comunidad sin lugar a dudas es más significativo, por ejemplo. No es lo mismo hacer una orientación a un paciente a través de una sesión online, que ayudarlo o intervenirlo en persona. Pero también porque el espíritu de nuestros estudiantes-voluntarios se potencia a través del contacto con los beneficiarios”, finalizó.


Notice: Undefined variable: post in /home/revistar/public_html/wp-content/themes/newsup/inc/ansar/hooks/hook-index-main.php on line 117

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *